El limite entre la diversión y la adicción al alcohol

Sino todo el mundo, mucha gente, ha salido alguna vez y se ha tomado una copa, pero este echo está lejos de una adicción al alcohol.

 

El limite entre tomarse una copa de vez en cuando y la persona con problemas de adicción al alcohol, que beber a menudo y, sobre todo, sin control, es confuso para esta sociedad, por eso hoy, en este post, queremos intentar diferenciarlo, y así poder ayudar a las personas que lo necesitan.

 

Si el consumo de alcohol tiene consecuencias en el trabajo, familia, amigos o salud, puede ser una primera pista de que la persona en cuestión tenga adicción.

 

Otro indicador de que existen problemas de adicción al alcohol es cuando la persona intenta dejar de consumir bebidas alcohólicas sin éxito y para excusarse cae en tópicos que no tiene credibilidad.

 

También es sospechoso de sufrir adicción aquella persona que vive esperando a poder beber, por lo que organiza y prioriza sus actividades para que el consumo de bebidas alcohólicas sea posible.

 

Síntomas relacionados con el anterior, es no poder controlar el consumo de alcohol, bebiendo a escondidas, por las mañanas, sin control y/o en aumento cada día que pasa. En definitiva, una persona con adicción al alcohol no es consiente, ni tiene control, de su consumo.

 

Por último, podemos ver de forma clara los problemas con la adicción al alcohol de una persona, cuando esta, por un motivo irrelevante, no puede consumir bebidas alcohólicas y sufre algunos síntomas de abstinencia como pueden ser: temblores, ganas de vomitar, carácter irritable, estado nervioso, etc.

Estos síntomas son claramente consecuencia de la abstinencia cuando desaparecen al volver a tomar alcohol.

 

Si cree que tiene una persona cercana con alguno de estos síntomas, por lo que cree que pueden estar sufriendo adicción, contacte con Madicct, le ayudaremos a afrontar la situación y a que logre superar esta adicción.

 

2019-09-06T09:04:45+01:00